Teléfonos |Citas | 999 346 6206

FacebookTwitterLinkedInGoogle PlusEmailSiguenos en YouTubeFacebook
Facebook

3 feb. 2014

La espiritualidad y la vida interior, son fuentes inagotables de salud mental.


La espiritualidad y la vida interior, son fuentes inagotables de salud mental.

La semana pasada un abuelo me preguntó que si la espiritualidad y la vida interior se heredan o sea prenden.

 En cuanto a la espiritualidad, le contesté, en lugar de decir que se hereda, sería mejor decir que 'somos espirituales' -por naturaleza- desde el seno materno. Y en cuanto a la vida interior, lo mejor sería decir que -desde pequeños- podemos aprender a 'cultivarla'.
La espiritualidad y la vida interior, son fuentes inagotables de salud mental.


A lo largo de nuestra vida debemos priorizar la atención y cuidado de este aspecto de nuestra salud. Podemos decir que la salud mental, es un rasgo importante de nuestra salud espiritual e, incluso, física.

Con la intensión de describir qué es la salud mental, resaltemos tres elementos con los que puedes, por una parte, entender su significado y, por otra, medir la calidad de tu propia salud mental y, por tanto, espiritual.

Te invito a hacer una sencilla y rápida prueba de salud mental.


Instrucciones para la prueba:
Responde a estas tres preguntas de la prueba, sin pensarlo mucho.
Debes coincidir o  no, de manera espontánea con estas tres afirmaciones.

 ¿Listo? Adelante.

Primera afirmación: Me siento bien conmigo mismo y con mi forma de vida.

Segunda afirmación: Conozco y acepto mis competencias e incompetencias.
Trabajo a diario para ser mejor persona.
Tercera afirmación: Afronto con éxito las tensiones normales de la vida.

 
Si coincidiste de manera espontánea con las tres afirmaciones, ¡Felicidades! Significa que tienes una salud mental de buena calidad y tu salud espiritual va bien. Sigue trabajando cuidadosa y positivamente en ella.

No la descuides.

Quienes no coincidimos de manera espontánea con las tres afirmaciones anteriores o tuvimos duda en coincidir con alguna de ellas, significa que debemos estar más atentos y trabajar más con nuestra salud mental. Sobre todo en el punto con el que no coincidimos o tenemos sinceras dudas en coincidir.

Es muy importante aclarar, que el hecho que tengamos la necesidad de trabajar más en nuestra salud mental, no significa, necesariamente, que tengamos algún trastorno de la conducta, que es algo completamente diferente.

La salud mental es algo en lo que todos, sin excepción, debemos estar atentos y trabajar para mejorarla todos los días de nuestra vida.

En conclusión, tu salud mental tiene que ver con el estado de bienestar que experimentas cada día y a cada momento, por el simple hecho de estar vivo.  Y recuerda que la espiritualidad y la vida interior son extraordinarias fuentes de salud mental.

 

0 comentarios:

Publicar un comentario